“¿Qué hago si la calle donde vivo cambia de nombre?”

Experta explica el papeleo y los trámites que deben realizar los dueños de los inmuebles cuando esto ocurre.

Al caminar por las diferentes ciudades de nuestro país no resulta difícil encontrarse con una calle con el nombre de “Arturo Prat”, “Esmeralda” o “Manuel Rodríguez”.

¿Y sabe por qué no cuesta nada hallarlos? Fácil, pues son los más comunes a la hora de bautizar una calle, según un estudio elaborado por Mapcity en el territorio nacional.

Las que sí son complejas de divisar son aquellas de cantantes populares, icónicos personajes del acontecer nacional o rostros de televisión, quienes a punta de esfuerzo y sacrificio en lo laboral se ganaron el corazón del respetable y, como pequeño homenaje de los municipios con los que tuvieron alguna cercanía, pasaron a la historia al convertirse en una arteria del país.

Calle Zalo Reyes

“Estoy contento y muy feliz”, dijo Zalo Reyes al ser reconocido por el alcalde de Conchalí, René de la Vega, quien espera a futuro cambiar el nombre de uno de los pasajes de su comuna por el de “Los Tachuelas” y el de una calle con el de “Gary Medel”.

En otras comunas, como en Cerrillos, recuerdan a personajes como el fallecido director de Carabineros, el general José Bernales Ramírez. Independencia hizo lo suyo con el padre Faustino Gazziero, asesinado en el año 2004 por Rodrigo Orias, mientras que en San Pedro de la Paz homenajearon al “Halcón de Chicureo”, Felipe Camiroaga, con una calle con su nombre.

Gestos como estos son aplaudidos muchas veces por los vecinos, quienes sin querer queriendo también salen al baile porque deben hacer válido el cambio de nombre en la documentación de sus propiedades, ya sea para venderlas, les lleguen las cuentas o, simplemente, para que el cartero no se pierda.

Es por ello que cuando ocurren este tipo de situaciones hay que estar ojo al charqui y hacerla cortita en el propio municipio donde uno reside y evitarse un mal rato a futuro.

experta

Para la abogada Lya Rojas, “este es un trámite que se puede realizar en el momento en que la calle cambió oficialmente de nombre o en instantes en que desee vender la propiedad, lo importante es llevarlo a cabo, porque de lo contrario no podrá enajenarla”.

La experta aseguró que un ciudadano responsable debe tener siempre al día los papeles de su propiedad, pero “la gente nunca lo hace. Sólo lo realizan cuando desean vender las propiedades y los bancos les piden la actualización. En este último caso, muchas veces la compra-venta del inmueble se retrasa por el papeleo que se debe hacer en el municipio y el Conservador de Bienes respectivo, que toma su tiempo”.
Estos son los pasos a seguir

Municipalidad. Lo primero que se debe hacer, es ir a la dirección de obras y solicitar un certificado del número, que de acuerdo al rol del SII determina cuál es la dirección actual de la propiedad. Esto tarda 15 días hábiles en ser entregado.

CBR. Con dicho documento hay que ir al Conservador de Bienes Raíces correspondiente y pedir una solicitud de nota al margen de la inscripción original donde se indique el cambio en la dirección del inmueble por la nueva.

Respuesta. Una vez hecho esto se deben esperar 20 días para que el Conservador de Bienes Raíces entregue la resolución de dicha solicitud, la que siempre es positiva, ya que se trata de una actualización.

La Cuarta